Crónica tercer díaby: Katanas y coelgialas

Ya llegó uno de los días más esperados en todas las ediciones del Festival nits de Cinema Oriental, y es que sabemos que en el día dedicado a Hong Kong, como mínimo no vamos a ver ni una película que no nos guste, ya que todas las elegidas de allí suelen ser de gran calidad; este año, además de algunas película que ya habíamos visto y algunas novedades que nos han impresionado, hemos tenido alguna que otra cosilla diferente que hacer y aprender.

Nits de Cinema Oriental








Empezamos el día tranquilamente en una charla/conferencia perteneciente al grado de estudios asiáticos de la universidad de Vic, con título Horitzó Asia, Oportunitats de negoci en els mercats audiovisuals y en el que se hablará sobre todo de las relaciones al intentar negociar con películas y de los festivales de compra/vente de derechos; en ella los conferenciantes son Alex Fernandez de Mediatres, Xavier Catafal de ISAAN y Virginia Seoana del Hong Kong Trade Center; empieza la charla Virginia contándonos a qué se dedica su organización, la importancia de Hong Kong dentro de las relaciones con todo el mercado asiático y como ellos pueden ayudar a las empresas españolas a mantener buenas relaciones y negocios con Hong Kong; pasando las palabras al resto de conferenciantes, la charla se centra ahora en las ferias audivisuales y en la importancia o no de asistir a ellas, contando sobretodo que las relaciones entre empresas siempre van mejor si se humanizan y se hacen en directo, pero también la importancia de saber elegir a qué festivales se acude para rentabilizar las inversiones; se habla tanto del Filmart en Hong Kong, como del Festival de Toronto o de los europeos de Cannes y Berlin, entre los cuales se mueven todas las empresas relacionadas con este sector.

Pero basta ya de charlas y empezamos a ver buen cine, ya que hoy la retrospectiva western nos trae un peliculón de los que hacen historia, y es que, haciendo un pequeño recuento mental, puede que Exiledsea la mejor (si no, una de las mejores, seguro) película de Johnnie To; y aunque ya la hemos visto bastantes veces, no queremos dejar escapar la oportunidad de verla en pantalla grande y con una calidad perfecta; ya sabéis, la película es un heroic bloodshet con aires de western, con una historia no muy complicada, pero llena de acción y de sentimientos.
Para rematar la mañana y para todos los que han disfrutado con la película, podemos ver Boundless, un documental dedicado exclusivamente al trabajo de Johnnie To, sin grandes florituras ni sentimentalismos, ni siquiera un intento de hacer algo distinto, sólo para contarnos el arte de hacer cine en Hong Kong y la contribución de To a este mundo; basándose en escenas de los rodajes de sus películas recientes más conocidas y hablando tanto con el mismo To, como con la gente que suele trabajar con él y contándonos algunas curiosidades cómo el modo de trabajar de To, en el que muchas veces sólo tiene una idea en mente y la va desarrollando/dejando que fluya a medida que rueda, lo difícil que es trabajar con él como director, su búsqueda de la perfección, su casi autoaprendizaje desde ayudante de dirección en TV hasta convertirse en un director conocido del cine en pocos años, como ha sido trabajar con China y las diferencias con hacer películas sólo en Hong Kong (limitaciones, censura…); también nos hace ver que el cine en Hong Kong tal y como lo conocíamos se está muriendo, pero que cualquier ciudad tiene un cine que lo define y que aun hay gente trabajando para que no acabe de morir, incluso él ha lanzado un programa llamado Fresh Wave en el que ayuda a jóvenes talentos de la dirección a darse a conocer y mejorar sus técnicas.

A primera hora de la tarde tenemos el primer gran estreno del día: From Vegas to Macau 2, una película que no sigue precisamente el argumento de su primer aparte, tan sólo conserva el personaje principal y su estilo, con un argumento mucho más simple (el de una organización que básicamente quiere conseguir dinero y derrotar al protagonista), mucha más acción y quizás un poco menos de humor (pero sólo un poco), como en la primera parte, con un Chow Yun Fat algo acabado, pero que tampoco intenta ser épico, sino gracioso; con un humor chino absurdo de este basado más que nada en las bromas físicas y tontas para todo el mundo y sobre todo se trata de una película que se burla de si misma y de todo el género que se creó hace un tiempo en Hong Kong con películas como God of gamblers, sus estrellas y la importancia que adquirieron. Nos divertimos bastante, pero hubo mucha gente que salió del cine indignada por haber visto algo que no esperaban.

Quizás por eso, la siguiente sesión no llenó ni la mitad del cine Vigatà todo y ser un peliculón de los que ya no se hacen: Gangster payday, la segunda aparición de Anthony Wong este día para encarnar a un tríada en su concepción más actual y realista, en la que ya no se dedican a hacer guerra, sino a buscar negocios legales que les den dinero y buena vida. Una película sin demasiada acción ni espectáculo, pero muy bien dirigida y recordando al cine algo más clásico de mafias de Hong Kong, pero trasladando la historia al momento actual en el que todo ha cambiado; juntando una parte sentimental bastante fuerte y los clásicos valores de lealtad, fuerza y territorialidad. Una pena que tan poca gente la viera, porque a nosotros de momento nos ha parecido la mejor película en lo que llevamos de festival.

Y ya por la noche, después de la cena cantonesa y un bonito espectáculo de box karate, una modalidad desconocida por nosotros pero muy espectacular, y el típico Tai Chi Chuan, tuvimos al siempre buenoDonnie Yen con Kung Fu Jungle, una película que ya habíamos visto y reseñado, pero que siempre va bien repetir en pantalla grande; en esta ocasión La Bassa no se llenó tanto como en otros días, pero casi no quedaban asientos y los que allí habían disfrutaron mucho con tanto kung fu.